Los seguros en el sector de la agricultura

La agricultura es un sector muy impredecible ya que se encuentra afectada por multitud de factores. Muchos de estos factores, como los cambios en la situación meteorológica, temporales o sequías, pueden suponer el destrozo de una campaña entera, con sus consiguientes pérdidas económicas.

Por este motivo, todo aquel que se dedique al sector de la agricultura, debe contratar un seguro agrícola que le cubra de, al menos, parte de estas posibles pérdidas para no arruinarse.

clases de seguros agricolas

Hoy en día, los seguros agrícolas cubren prácticamente todo tipo de situaciones que puedan dañar los cultivos. Las condiciones ofrecidas, el grado de financiación y la calidad del servicio de atención al cliente pueden variar según la compañía aseguradora. Además, las condiciones del seguro también variarán en función del cultivo asegurado, ubicación del riesgo y ciclo agrícola.

Tipos de seguros agrícolas

Seguros multiriesgo o combinados

En el caso de los seguros multiriesgo se pueden asegurar todo tipo de cultivos, mientras que los riesgos a asegurar son la mayoría de las adversidades climatológicas y naturales.

Los seguros multiriesgo ofrecen determinadas garantías frente a riesgos concretos y los daños y compensaciones se determinan a nivel de parcela. En este tipo de seguros las primas se establecen en función del cultivo asegurado y del riesgo a cubrir. Además, cada entidad aseguradora ofrecerá diferentes posibilidades en cuanto a periodos de garantías, combinación de riesgos, etc.

Seguros de rendimientos

En cuanto a los seguros de rendimientos, los cultivos asegurables están algo más limitados a cultivos herbáceos extensivos, olivar, almendro, viñedo, tomate y frutales en zonas específicas, mientras que, en este caso, son asegurables la totalidad de los riesgos y adversidades.

Lo que suelen garantizar estos seguros es un porcentaje en torno al 70% de la estimación de los rendimientos que debería percibir el agricultor de la explotación de sus cultivos.

A diferencia de los seguros multiriesgo o combinados, no se determinan las compensaciones a nivel de parcela (salvo en el riesgo de granizo o pedrisco) sino que los daños se determinan para el conjunto de la explotación y las primas se establecen por áreas geográficas, tipos de cultivo y datos históricos de rendimientos del asegurado.

Otro tipo de seguros a tener en cuenta en agricultura

Aunque ya hemos nombrado los seguros catalogados como agrícolas, lo cierto es que no solo se pueden asegurar las tierras y sus cultivos, sino todo aquello de gran coste empleado para el desarrollo de la actividad, desde los vehículos y máquinas agrícolas empleadas hasta los delicados sistemas de riego.

Además, también existen seguros de Responsabilidad Civil Medioambiental por contaminación accidental del territorio y de defensa jurídica.

universidadagricola.com

Artículos Relacionados