Que beneficios obtienen los agricultores con el Big Data?

Las ultimas estimaciones de la FAO arrojan los siguientes datos: en 2050 seremos 9.000 millones de personas en el mundo, las cuales deberan comer un minimo de tres veces al dia. Para esto, la agricultura debera aumentar los rendimientos hasta un 70% en algunas regiones del mundo, y este aumento de produccion, se tiene que realizar de forma sostenible, consumiendo menos agua, menos fertilizantes, y utilizando la misma cantidad del suelo, con el fin de preservar el medio ambiente.

Se plantea por tanto un dificil reto, y para ello habra que recurrir a todas las herramientas disponibles a nuestro alcance. Una de estas herramientas y tecnologias que se estan comenzando a utilizar por parte de las empresas del sector, es el BIG DATA.

“A pesar del desarrollo tecnologico, lo unico seguro del futuro es que seguiremos comiendo 3 veces al dia, por eso la agricultura seguira siendo una profesion con futuro”.

Esta nueva tecnologia permite al agricultor desde hacer predicciones meteorologicas mucho mas precisas, hasta poder prever donde y cuando atacara una plaga o una determinada enfermedad.

Antes de comenzar a desgranar las posibilidades del Big Data para el sector agricola, arrojaremos algo de luz sobre esta nueva herramienta al alcance de nuestro sector…

Que es el BIG DATA?

De forma breve, el Big Data permite la gestion y analisis de enormes volumenes de datos que no pueden ser tratados de manera convencional, ya que superan los limites y capacidades de las herramientas de software habitualmente utilizadas para la captura, gestion y procesamiento de datos.

Por tanto, el objetivo que tiene el Big Data es el permitir analizar una gran cantidad de datos en tiempo real y ayudar a la toma de decisiones, para una mejor gestion, en nuestro caso, de nuestras explotaciones.

Como funciona el Big Data?

Por ejemplo, para recoger todos los datos de una finca, primero se debe realizar la instalacion de una red de sensores y sondas que registren informacion del suelo, los quimicos y fertilizantes aplicados, las tareas realizadas y el clima,… Incluso datos sobre el precio y el mercado de los productos que se cosechan para ajustar la recoleccion.

Todos estos datos son almacenados en un servidor que los correlaciona e interpreta para pasar al agricultor un informe detallado, el cual puede llegarle a su tablet o smartphone, lo que le permite tener control sobre la finca en todo momento.

Aunque la inversion inicial puede ser algo alta (de 7.000-10.000€ para 50 has), a largo plazo se termina ahorrando en insumos agricolas, asi como aumentando el rendimiento de los cultivos, haciendo que la inversion inicial merezca la pena y se puedan obtener notables beneficios.

Que puede aportar a la agricultura?

De forma general, y como se ha comentado en el punto anterior, el Big Data permite al agricultor visualizar todos los parametros productivos de su explotacion en tiempo real, y mejora el proceso de toma de decisiones, ya que se pueden incorporar datos sobre mercados y precios de los productos que cultivados, lo que le permite, no solo aumentar la productividad, si no adecuar la recoleccion a la mejor epoca, optimizando asi el conjunto de operaciones en la finca y los cultivos.

Que pueden conseguir los agricultores gracias a los datos obtenidos del Big Data?

La aplicacion de esta tecnologia en las explotaciones agricolas permite la parcelacion toda la extension de nuestra finca. Esto tiene una gran ventaja: permite tomar decisiones en cada parcela, ajustando cada tarea agricola a solo una porcion de la finca y no a su totalidad, lo que permite los ahorros que se detallan a continuacion.

Reducir el gasto de agua hasta en un 40%. Gracias a las sondas instaladas en el suelo de la finca se puede medir la humedad del suelo en todo momento, con lo que se puede ajustar los parametros de riego para no desperdiciar ni una gota de agua. Ademas, con las previsiones meteorologicas actualizadas, se puede prever cuando llovera, y por tanto retrasar riegos o ajustarlos a dichas condiciones meteorologicas, con lo que el ahorro hidrico es mayor.

Reducir un 30% el uso de fitosanitarios. Se ha comprobado que el Big Data permite predecir cuando puede atacar una enfermedad o una plaga, gracias la combinacion de datos meteorologicos y el estado del cultivo. Gracias a esta prediccion, se puede ajustar la aplicacion de fitosanitarios, reduciendo la cantidad necesaria para aplicar en la parcela.

Aumenta el rendimiento hasta un 20%. Otro de los aspectos interesantes del Big Data es que permite ajustar las diferentes labores agricolas en nuestra parcela, que van desde la poda hasta la recoleccion, lo que se traduce en poder realizar calendarios de trabajo en el campo mucho mas optimizados, permitiendonos por ejemplo, realizar las podas en el momento adecuado. Recoger el producto en su estado optimo de maduracion, y ajustar la cosecha a los mejores precios en el mercado. Todo esto se traduce no solo en un aumento de rendimiento del cultivo, si no de la rentabilidad del mismo.

Mejora la trazabilidad de los alimentos desde el campo hasta la mesa. De forma adicional, el Big Data, permite registrar todas las fases que recorre nuestro producto agricola, desde que es plantado, hasta que llega al consumidor, aportando valor añadido a los cultivos; permitiendo incrementar la rentabilidad de las explotaciones agricolas.

universidadagricola.com

Artículos Relacionados