Como plantar esparragos

Haciendolo bien, plantar un lecho de esparragos es uno de esos acontecimientos que ocurren una vez por generacion. La epoca para plantar es a principios de la primavera, cuando sus raices despiertan de su etapa de dormancia.

Preparate, este no es un cultivo ordinario. El esparrago tiene una colorida historia y una personalidad seductiva, y es probablemente el vegetal mas demandante que hay para comenzar.

Paso uno – Consigue coronas

Es posible cultivar esparragos con semillas, pero la mayoria de los agricultores y jardineros dejan esta parte a viveros profesionales porque la semilla es muy delicada para germinar. En cambio, se recomienda el comprar ‘coronas’ -un termino tecnico para designar a las raices dormantes-. Se parecen a extrañas criaturas marinas con raices y tentaculos, y una cabeza en el medio desde donde brotan las aspas.

Las coronas dormantes se encuentran disponibles durante una corta temporada a comienzos de la primavera. Si pierdes la oportunidad, es posible conseguirlas mediante compra online de lugares mas frios. Algunos productores mantienen coronas de esparragos en enfriadores para prolongar la dormancia para vender a agricultores de zonas mas calidas.

Variedades tradicionales como ‘Martha Washington’ siguen siendo muy populares, aunque producen plantas femeninas y masculinas. Las plantas femeninas producen bonitas bayas rojas en otoño, pero generan muchas menos aspas. Para tener una cosecha grande, muchos agricultores optan por variedades hibridas masculinas como ‘Jersey Giant’ o ‘UC157’, que son altamente productivas y mas resistentes a enfermedades que los tipos tradicionales. ‘Pasion purpura’ es una de las variedades que produce aspas purpuras. Para cultivar esparrago blanco se debe nivelar el suelo por sobre las aspas de manera que no produzcan clorofila, esto se puede lograr con cualquier variedad.

Diez coronas caben en un lecho de 48 pies (122244 cm) lo que es suficiente para alimentar a una familia de cuatro personas. Trata de comprar las coronas a tiempo para que no haya atrasos en la plantacion. Si tienes que almacenar las coronas por mas de un dia o dos, ponlas en un balde con arena humeda en un sotano o cualquier otro lugar frio hasta que estes listo para plantar.

Paso dos – Prepara el suelo

A los esparragos les gusta un suelo rico, bien drenado y mas basico. Para mejores resultados, se deben incorporar copiosas cantidades de suelo preparado en el lecho de plantacion para proporcionarle a las plantas una larga fertilidad.

Remueve cualquier vegetacion existente del area de plantacion, incluso raices.

Suelta el suelo hasta una profundidad de 6 u 8 pulgadas (15 o 20 cm) en toda el area de plantacion con un arador.

Disemina 2 a 3 pulgadas (5 a 8 cm) de compost sobre el area de plantacion y mezclalo con el suelo.

Si tu suelo es acido, agrega cal suficiente para llevar el pH por sobre 7 y mezcla.

Excava una zanja de 12 pulgadas de ancho por 12 pulgadas de profundidad (3030 cm) en el lugar donde las coronas seran plantadas. Las filas de esparragos debieran estar separadas por al menos 2 pies (61 cm), permitiendo asi que quepan dos filas en un lecho de 4 pies (122 cm) de ancho.

Por cada 8 pies (244 cm) de filas, necesitaras mas o menos una carretilla que llene dos tercios del camino con partes iguales de suelo y compost.

Agrega tres copas de fertilizante organico vegetal en la mezcla de suelo/compost. Para darle al esparrago un impulso extra, agrega una copa o dos de greensand (un fertilizante natural que es alto en potasio) al suelo excavado en la carretilla y mezcla rigurosamente.

Paso tres – Plantar

Distribuye el contenido de la carretilla de forma uniforme a lo largo de la zanja.

Forma monticulos conicos de alrededor de 6 pulgadas de alto (15 cm) cada 18 pulgadas (46 cm) a lo largo de la base de la zanja con la mezcla de suelo/compost.

Pon una corona en cada uno de los monticulos con las raices abiertas en todas direcciones.

Cubre las coronas con dos pulgadas de suelo (5 cm) (llenando los espacios entre los monticulos tambien).

Riega profusamente en esta ocasion.

Paso cuatro – continua llenando y regando

A medida que los esparragos crecen, continua llenando las zanjas con lo que queda del suelo excavado.

Manten el lecho de esparragos humedo, pero no muy mojado durante la primera temporada de cultivo.

Pon una capa de mulch sobre el lecho para ayudar a conservar la humedad y reducir la aparicion de malezas.

Es importante esperar al menos un año despues de plantar los esparragos antes de hacer la primera cosecha, para que las plantas puedan poner tanta energia como les sea posible para desarrollar su sistema radicular. En el segundo año, esta bien cosechar las aspas que sean mas grandes que un lapiz durante una semana mas o menos. En el tercer año, aumenta el periodo de cosecha a dos semanas y en el cuarto año y años subsiguientes, puedes cosechar todas las aspas que salgan durante un periodo de seis semanas.

Las aspas sin cosechar generaran una canopia de follaje de mas o menos 3 o 4 pies de alto (8 a 10 cm) para principios de verano. Permitir que los tallos crezcan cada año es necesario para mantener un sistema radicular fuerte –haciendo posible que los esparragos vuelvan cada año con aspas cada vez mas fuertes.

Material traducido por Agriculturers.com

FUENTE: modernfarmer.com

universidadagricola.com

Artículos Relacionados