Bioseguridad, clave en la prevencion de la nueva variante de la Enfermedad Virica Hemorragica del Conejo

La nueva variante de la Enfermedad Hemorragica Virica del conejo se esta presentando con virulencia en las granjas donde se introduce, siendo las medidas de bioseguridad basicas para evitar que ente la enfermedad

Las medidas de bioseguridad de las explotaciones cunicolas es la clave para la prevencion de la Enfermedad Virica Hemorragica del Conejo y sobretodo su nueva variante descrita en Francia apenas hace dos años. Como toda enfermedad o variante nueva los procesos se presentan de forma aguda o hiperaguda, con procesos de elevadisima mortalidad.

En estos momentos afecta a todos los paises europeos productores de conejo en mayor o menor grado, pero en clara expansion y con una velocidad de transmision elevada. Excepto en contadas ocasiones, el proceso se presenta extremadamente virulento y afecta principalmente a lactantes en primer lugar y con menor virulencia en reproductoras y cebo, siendo en algunos casos inexistentes la afectacion a estos grupos (reproductoras y cebo).

La prevencion vacunal con las vacunas de cepas clasicas aporta una elevada inmunizacion en la mayoria de granjas afectadas, pero en muchos casos la situacion no queda controlada debidamente y sigue la afectacion, aunque a menudo con menor incidencia. Para estos casos de momento se estan realizando importaciones puntuales desde Francia con una vacuna francesa realizada in extremis en el pais vecino, pero que al ser de prescripcion excepcional en la propia Francia, aqui tambien lo es y con mas precaucion en su uso. Sin embargo la evolucion de los casos encontrados en España nos hacen sospechar que la variante sigue evolucionando, y por tanto es necesaria una vacuna con las variantes que se presentan en España.

La correcta vacunacion con las vacunas de virus clasicos han de ser realizadas a conciencia. Cuidando temperaturas ambientales, cambios de tiempo, presencia de animales enfermos o afectaciones digestivas generales que disminuyen la respuesta inmunitaria de las reproductoras. En estos momentos en zonas de riesgo se recomienda vacunar cada 4-5 meses todas las reproductoras y administrar dos dosis en la reposicion.

Restringir las visitas al minimo necesario y disponer de ropa de uso exclusivo para las visitas es una medida de cortafuegos preventiva basica imprescindible. Tampoco se debe permitir que los camiones de recogida de cadaveres y los camiones de recogida de animales hacia matadero entren dentro de la instalacion. Se debe disponer de muelle de carga suficientemente apartado para que no haya contacto directo.

Del mismo modo el control de insectos y roedores es necesario para evitar la entrada, propagacion y eliminacion de reservorios en las instalaciones.

Otra medida muy recomendable es la implantacion de vacios sanitarios correctos, con la limpieza y desinfeccion a fondo y a conciencia de la nave.

Evitar adopciones y manipulaciones innecesarias de los animales, dividir el trabajo en zonas frias (sin presencia de la enfermedad) y calientes (con presencia de la enfermedad), realizando primero las faenas diarias en las zonas frias y posteriormente en las calientes, calzado y ropa independiente para cada zona, etc son medidas importantes para evitar la diseminacion interna.

Pero el freno a la entrada es sin ninguna duda por orden de importancia:

* NO permitir la entrada de personas innecesarias.

* NO entrar animales sino son de origen seguro.

* NO cargar el camion de matadero al lado de las naves.

* Valla periferica en buen estado y sin agujeros que permitan el paso de roedores y conejos silvestres.

* Control de roedores, insectos y otras plagas

Mas informacion:

en el PDF adjunto la guia de buenas practicas y de higiene en cunicultura publicado por MAGRAMA

Una excelente presentacion de la Enfermedad virica hemorragica del conejo clasica

Recomendaciones de profilaxis frente a la nueva variante de “EVH”

universidadagricola.com