EL ÉXITO EN EL CONTROL DE MALEZAS EN BARBECHO NO DEPENDE SÓLO DE LOS HERBICIDAS

El control de malezas en barbechos largos requiere óptimas condiciones de manejo para llegar lo más cerca posible de la aplicación de primavera sin hacer correcciones a la salida del invierno. Esto implica tres condiciones fundamentales para el éxito del tratamiento:

La correcta mezcla de herbicidas, en función de malezas a controlar, su modo de acción y su rotación en la historia del lote.

La calidad de aplicación, con regulaciones correctas del pulverizador, evitando derivas o gotas demasiado grandes sin presión en la línea de pulverización.

Los adyuvantes y correctores del pH del agua utilizada, junto con estimuladores de crecimiento de las malezas que permitan ponerlas en crecimiento para así traslocar mejor los productos aplicados.

En general, todos los herbicidas de barbecho necesitan trabajar con pH del agua de solución entre 5 y 6.5. Estos valores aseguran mayor estabilidad de la solución y eficiencia de acción, por ejemplo en el caso de glifosato aplicado sobre malezas que presentan tolerancia a su accionar.

universidadagricola.com