Como cultivar jengibre organico y tenerlo para siempre

El jengibre es una raiz tradicionalmente cultivada en Oriente, y extendida hoy a todo el mundo. Por sus propiedades naturales, es una de las hierbas aromaticas y especias que tambien son medicinales. Es utilizada para aliviar malestares respiratorios, dolores menstruales, musculares y articulatorios, y para tratar quemaduras, entre muchas otras aplicaciones curativas.

Tambien es muy utilizado en gastronomia como un ingrediente particular que brinda a las preparaciones un sabor alimonado muy caracteristico.

Ademas, el jengibre es uno de los vegetales y hierbas que puedes plantar una vez y volveran a crecer siempre, y tiene la ventaja de ser muy facil de cultivar, por lo tanto no necesitaras ningun conocimiento particular para tener en tu hogar, y siempre a mano, todas sus propiedades.

Esta raiz tambien crece muy facilmente y no requiere muchos cuidados ni espacio. Incluso, aunque puede ser plantada tanto en exterior como interior, es ideal para mantener dentro del hogar ya que requiere de sombra parcial. Por eso, ya no tienes ninguna excusa para comenzar a cultivar jengibre tu mismo.

Comienza ahora con estos simples pasos.

Como cultivar jengibre en pocos pasos?

1. La multiplicacion de la planta de jengibre se realiza principalmente por rizoma. Por eso, antes de comenzar elige una raiz optima que no este ni arrugada ni blanda ni vieja; mejor aun si esta un poco verde y tiene algunos brotes. Es muy importante comprar el jengibre preferiblemente en un lugar donde se vendan productos organicos.

Si la raiz tiene varios brotes verdes, puedes tambien colocarlos en diferentes recipientes para obtener varias plantas.

2. Una vez que hayas elegido la raiz, dejala remojando en agua tibia durante una noche.

3. En una maceta amplia (ten en cuenta que sus raices crecen de forma horizontal) y no necesariamente muy profunda, cubre la base con piedras para facilitar el drenaje, y agrega una parte de abono y tres partes de tierra ecologica, que debe ser esponjosa y bien aireada para drenar bien el agua.

4. Coloca la raiz sobre la tierra, con los brotes hacia arriba.

5. Cubre los brotes con 5 cm de tierra y riega muy bien (no en exceso).

6. Para terminar, coloca tu maceta en un area calida y con poco sol; por ejemplo, cerca de una ventana. Procura mantener siempre la tierra humeda e incrementar el riego cuando aparezcan los brotes.

En algunas semanas apareceran los primeros brotes, y luego de 3 o 4 meses aproximadamente observaras pequeños trozos de jengibre que pueden ser cosechados sin impedir el desarrollo de la planta.

Para eso, separa un poco la tierra hasta encontrar los rizomas. Corta la cantidad que necesites y vuelve a cubrir con tierra para que siga creciendo. Disfruta de tu propio jengibre!

universidadagricola.com